CatalanEnglishSpanish
CatalanEnglishSpanish

Duración del tratamiento de Ortodoncia.

 

La Ortodoncia es uno de los tratamientos más frecuentes en Odontología para lograr una dentadura sana, estética y funcional. A través de los años se ha avanzado considerablemente en mejorar los aparatos, insumos y técnicas empleadas, con el fin de tener tratamientos más eficaces y cortos en el tiempo de duración. Antes era frecuente que el tratamiento tuviera una duración de cuatro a cinco años, hoy en día, la media es de unos 18 meses; tratamientos sencillos que duran entre 7 y 12 meses mientras que otros casos más complejos, requieren un mínimo de 24 a 36 meses.

Los tratamientos de Ortodoncia tienen una larga duración, lo que está definido por una multiplicidad de factores, por lo que es imperativo un correcto diagnóstico y una buena planificación del tratamiento por parte del profesional, con un uso adecuado de las herramientas y tecnologías disponibles, y un gran compromiso por parte del paciente (definido en la asistencia a sus controles, cuidado de los aparatos y mantenimiento de una buena higiene oral) para lograr una resolución satisfactoria al final del tratamiento. Entre los factores que influyen en la duración del tratamiento ortodóntico, encontramos:

  1. Edad del paciente: a pesar de que parece un factor secundario, la edad es determinante en la duración del tratamiento. En los niños que se encuentran en etapa de crecimiento, los maxilares siguen siendo moldeables, por lo que el tratamiento suele durar mucho menos que en pacientes adultos.
  2. Tipo de ortodoncia
    1. Ortodoncia tradicional (brackets de metal)
    2. Ortodoncia estética (brackets de zafiro)
    3. Ortodoncia invisible (Invisalign)
    4. Ortodoncia lingual 
  3. Grado de la maloclusión: mientras más complicada sea la maloclusión del paciente, más durará el tratamiento. En la valoración que realiza la ortodoncista se le indica al paciente el tiempo aproximado de su tratamiento. 
  4. Colaboración y compromiso del paciente con su tratamiento: ya que el paciente debe seguir las recomendaciones de su ortodoncista para que el tratamiento sea exitoso. 

Un tratamiento que se extiende demasiado en el tiempo atenta contra el objetivo del mismo, por lo que los esfuerzos clínicos deben estar orientados a ser eficaces. A su vez, tratamientos más cortos disminuyen la probabilidad de efectos secundarios indeseables como pueden ser reabsorciones radiculares y problemas inducidos por acumulación de placa bacteriana como manchas blancas, caries o enfermedades periodontales. Por estas razones es importante realizarlo con un especialista, en la Clínica Dental Nou Somriure contamos con especialistas de primera, no dudes pedir tu valoración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.